LO MAS LEIDO: › Reynaldo Escobar, el bloguero que reporta para la SINA............ › ¿Qué hacía Yoani Sánchez en casa del Jefe de la SINA? ............. › Wikileaks pone al descubierto a los "banqueros" de las Damas de Blanco ..................› Celebra Yoani Sánchez aniversario de organización terrorista de Miami ..............› Organización terrorista defiende a las Damas de Blanco ................. › Penúltimosdias y Yoani Sánchez, II Temporada: El enfrentamiento ..............› ¿Cuánto le paga EE.UU. a las Damas de Blanco? (Galería de cheques) ................. › Mercenarios cubanos celebraron Día de la DependenCIA ..............› El CPJ y las mentiras sobre los mercenarios que nunca fueron periodistas .................› Yoani Sánchez no tiene qué comer, y se gasta miles de dólares para denunciarlo.............. › EE.UU. confiesa haber inventado a blogueros mercenarios..............› Yoani Sánchez: "Face" de Tabla.................› El movimiento 15-M y los daños colaterales..............› George Bush promueve primavera árabe en Cuba ............... › Yoani Sánchez, con la SINA metida en su casa.............› Yoani Sánchez y la mentira que no cuadra con el billete..............› Asegura Freedom House que Yoani Sánchez y sus acólitos publican información prohibida ............... › Obama no ve cambios en Cuba..............› La muerte de un "disidente" y el garganta profunda de El Nuevo Herald ............. › Periódico El País denuncia mentira de Yoani Sánchez..............› El marido de Yoani Sánchez defiende a la Voz de los Mercenarios en Cuba............... › Dándole la patada a la botella..............› EEUU manipula deserción de médicos cubanos...............› Estados Unidos premia mercenarismo de Damas de Blanco.................› El Camaján, cómplice del terrorismo..................... › ¿Quién paga a los mercenarios de la Ciberguerra contra Cuba? ............... › Un fascista llamado Ernesto Hernández Bushto ....................› Pensar la (ciberguerra) contra Cuba.............› Las contradicciones de Ernesto Hernández Bushto.............› La FUPAD contra Cuba: otro eslabón de la estafa al contribuyente norteamericano............› Lapidando a Yoani Sánchez, otra vez................ › Yoani Sánchez y James Carter dialogan sobre las "redes civiles" en Cuba .............› Las demandas secretas de Yoani Sánchez .............› Ciberguerra. Las Razones de Cuba...........› Mercenarios propician invasion a Cuba............› La BBC sobre la Ciberguerra............› Lágrimas de Pájaro Tieso.........› Un documental sobre las Revoluciones de Colores.......› Yoani Sánchez: mejor que me calle...........› Legislador de EE.UU. defensor de Posada Carriles se preocupa por Alan Gross............› Hillary Clinton reafirma su "compromiso personal" con mercenarios cubanos ............› Yoani Sánchez, qué clase de coraje.........› Revelan nuevas conexiones entre agente de la CIA, Yoani Sánchez y el gobierno de EE.UU........›Reconoce Hillary Clinton misión subversiva de Yoani Sánchez......› Robert Guerra, el agente de la CIA amigo de Yoani.......... › Yoani Sánchez sale del closet, otra vez ..............................  

miércoles, 13 de abril de 2011

Mercenarios de Girón creían que "venían con John Wayne"

MIAMI, 13 Abr 2011 (AFP) - A los exiliados cubanos que participaron de la  invasión en Bahía de Cochinos, aún hoy, cinco décadas después, les cuesta creer  el rotundo fracaso de esa operación encubierta organizada por la CIA para sacar  del poder a Fidel Castro.
 Recuerdan la confianza que tenían cuando fueron reclutados en Miami por la  agencia de inteligencia norteamericana, y partieron con la seguridad de que  tendrían detrás una fuerza militar estadounidense que no aceptaba derrotas.
 "En gran medida nos dejamos llevar. Teníamos mucha confianza de que todo se  haría bien", dijo a la AFP Julio Gonzalez Rebull, un veterano de la "Brigada de  Asalto 2056".
 "Y si alguien dudaba de algo, uno de nuestros compañeros siempre repetía:  'no te olvides que nosotros estamos con John Wayne'. Y eso creímos", se lamenta  el veterano.
 Al igual que la gran mayoría de los combatientes, Gonzalez Rebull no tenía  experiencia militar. Estudiaba periodismo en la Universidad de La Habana cuando  la revolución comandada por Fidel Castro llegó al gobierno e intervino el  diario "El Crisol", propiedad de su familia.
 "Desde un principio nos dijeron que (el desembarco en Bahía de Cochinos)  era un operativo secreto, nadie sabía nada", recordó el ex brigadista, que  llegó a Miami en mayo de 1960 y meses después, en diciembre, se sumaba al plan  para invadir la isla.
 Cuando llego a los campamentos de entrenamiento de la CIA en Guatemala, "ya  había 400 hombres preparándose para la invasión", comentó.
 Aprobada por el presidente Dwight Eisenhower y asumida por su sucesor John  F. Kennedy, la operación de Bahía de Cochinos se inició el 13 de abril de 1961  cuando zarparon de Nicaragua los buques con los expedicionarios, entrenados en  bases secretas en ese país y en Guatemala.
 "Los días previos hicimos vuelos desde Guatemala. Tiramos armas y  propaganda pidiéndo apoyo a la invasión en zonas de las montañas del Escambray  y en la Sierra Maestra, donde decían que había algunos alzados contra Castro",  recordó Gonzalez.
 Los exiliados devenidos combatientes comenzaron a percibir que algo no iba  bien cuando les dijeron que de los 16 aviones bombarderos B-26 que había  dispuesto Estados Unidos para la operación, finalmente sólo se emplearían 8,  que luego serían derribados en su totalidad.
 "Además, había una gran diferencia de tropas. Recuerdo que en esos días le  dije a uno de los 'advisers', los instructores estadounidenses: 'con 1500  hombres no podemos hacer mucho'. Y me dijo: 'Tú no te preocupes que nosotros  estaremos allí'".
 Los ex brigadistas recuerdan que aviones A-4 Skyhawk de la marina  estadounidense pasaron por la Bahía. Operaban desde el portaviones USS Essex  que estaba apostado en la zona, pero nunca entraron en combate.
 "Creímos que teníamos un aliado, pero llegado el momento quedamos solos",  dijo Felix Rodriguez, otro ex brigadista que se encargó de reclutar cubanos en  Miami para la CIA y luego se infiltró en La Habana para preparar el terreno  para la invasión, con un plan que incluía intentar matar a Fidel Castro.
 "Cuando todavía había brigadistas en el mar, el portaviones estadounidense  y un destructor se fueron sin dar ningún auxilio" a fin de no develar el  involucramiento de Estados Unidos en el operativo, dijo Rodríguez.
 "Nuestro grupo no participó en absoluto del plan, y eso fue un gran error",  consideró Rodríguez.
 "Cuando nos mostraron en Nicaragua la zona en que pensaban desembarcar, les  dijimos que no era adecuada, que había muchos arrecifes de coral, pero los  expertos de la CIA dijeron  que no era así", comentó.
 Jorge Infiesta-Casals estaba a bordo del 'Houston'. Un barco cubano que  debía arribar en la madrugada del 17 de abril al interior de la Bahía de  Cochinos, en Playa Larga.
 "Cuando nos estábamos acercando a la costa, todavía de noche, el barco fue  bombardeado y comenzó a hundirse", recuerda.
 "Fue un momento de gran desesperación, tuvimos que comenzar a tirarnos al  mar y allí muchos compañeros murieron", recordó.
 Además de los arrecifes de coral, que dificultaban llegar a la playa, una  vez en tierra la zona era puro descampado de pantanos, sin elevaciones ni  montes donde ocultarse ni guarecerse.
 "Yo pude llegar nadando a la orilla. Allí nos reunimos y salimos hacia  Playa Girón a juntarnos con otro grupo", recuerda Infiesta-Casals.
 Las municiones iban en una embarcación que fue hundida y se perdieron.
 Jorge Marquet que también estaba en el 'Houston' recuerda el momento cuando  entraron en combate contra las tropas de Castro.
 "En cuanto desembarcamos aquello era correr y tirar. Teníamos bastantes  armas, pero enseguida nos quedamos sin municiones", rememora.
 "Sin posibilidades de defendernos y sin apoyo de ningún tipo había que  salvarse como fuera, y todo el mundo salió a ocultarse por las ciénagas hasta  que fuimos rodeados y capturados, pero nunca nos rendimos", afirmó.
 Tres días de combates dejaron 156 muertos en las filas de Castro y 107  entre los invasores, además de 1.189 prisioneros, que un año después Estados  Unidos lograría liberar con un pago a Cuba de 53 millones de dólares en  medicinas y alimentos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada